martes, 27 de julio de 2010

Nautilus



El Edificio Nautilus siempre me llamó la atención, desde que lo vi por primera vez, cuando tenía 7 años, cuando mi papá llevaba cartas a un japonés compañero de trabajo de mi Mamá, ella estaba haciendo su post grado en Japón, en esa época de 1990 a casi 2000 no había Internet en todo Paraguay, todas las semanas visitábamos ese edificio ansiosos de recibir una carta.

"Situada en una colina privilegiada de Asunción, se eleva panorámicamente con 20 pisos este icono de la arquitectura paraguaya, obra maestra del arquitecto paraguayo Jenaro Pindú, en la esquina de las calles 25 de mayo y Curupayty"


Cuenta con una altura de 79m, estuve en la terraza, hermosa vista.
Tomé esta foto desde abajo.



Paso mucho tiempo para que vuelva a la Capital de mi país, como nací en Caacupé , crecí también en Itapúa, luego volví a Caacupé y recién cuando empecé la facultad, visité nuevamente al Centro de Asunción, y fue cuando lo volví a ver, llena de nostalgia ese hermoso edificio contemporáneo, tiene un no se qué, que no puedo dejar de mirar cuando estoy cerca o lejos, en el colectivo, en auto o caminando.

Al estar allí en la terraza, la sensación del viento eran incomparables a otra terraza, la piscina no muy grande y la vista al río , me encantan las vistas al río!! fue maravilloso, se podía ver el cerro Lambaré a lo lejos, casi todos los edificios del centro,edificios de quinta y sajonia, el río con una vista panorámica (similar a la foto de la derecha), lo único que tapaba un poco era el edificio Curupayty y no se veía el Cabildo y la Catedral que esperaba ver, pero el resto es algo que aún no lo puedo creer.


Todo empezó cuando acompañaba mi amigo Alvaro a su Hare krishna pasamos frente al edificio y le dije, yo quiero subir en la terraza, entonces él habla con el recepcionista y le dice: mi amiga quiere ver la terraza si quiere le mostramos nuestra cédula y carteras, el Sr. dice no hace falta, muy amable y buena onda me mira y se sonríe por mi ocurrencia y nos deja subir.

En el ascensor justo cuando atardecía, el sol iluminando y reflejándose en los vidrios que daban la vista a lo largo de toda la calle de 25 de mayo fue increíble, ese tono cálido dorado del atardecer mientras nos elevábamos, una sensación como en las películas, la perspectiva que se formaba cada vez que estábamos mas alto, era hermosa, me recordaba vanillla sky cuando suben al asensor la final de la peli, pero mejor, con nervios miedito y una belleza inexplicable, como si fuese la ciudad la que se estuviese moviendo hacia abajo.

sábado, 24 de julio de 2010

Mis foto-pinturas técnica mixta
























Mis pinturas están basadas en los fotomontajes, el cual la obra base (fotografía) decoro con líneas curvas de colores en su alrededor bajo fondos grises. 
Líneas de expresión de este momento, de este tiempo.